Semblanza de un joven Gustavo Mohme Llona

Nació el 25 de abril de 1930, en Yapatera, Chulucanas, Piura, de la unión de Stella Llona Miller y Gustav Mohme, (ciudadano norteamericano de ascendencia alemana).

A los pocos meses de nacido, su joven madre viajó a Milán, Italia, por razón de trabajo y lo llevó con ella. El 14 de junio de 1932 su progenitora falleció. Eran los años de la crisis financiera mundial. El niño quedó huérfano en Europa a la edad de 2 años, un mes y 20 días. La familia no tardó en traer al pequeño de retorno a Perú en barco. Fue recibido por su abuela materna Stella Miller, quien lo crió. Estudió primaria en el distrito limeño de Barranco donde residía la abuela. Y la secundaria la cursó en el Colegio Anglo-Americano, en la sede de Miraflores. Su niñez y adolescencia discurrió en el marco de la Segunda Guerra Mundial.

Desde temprana edad mostró su inclinación hacia las ciencias matemáticas. En 1950 ingresó a la Escuela Nacional de Ingeniería y en 1954 concluyo sus estudios de ingeniería civil, un año antes de que su alma mater obtuviera la categoría de Universidad.

Para su primer empleo como ingeniero civil viajó hasta una mina de Huancavelica, pero a los tres meses su intuición lo enrumbó a Piura. Primero trabajó como profesor de Matemáticas en el Instituto Industrial No 3 de Sullana. “Baldor” (autor de tratados clásicos de Matemáticas), lo apodaron sus alumnos. No tardó en conocerse con otro joven de su especialidad, Arturo Woodman, con quien fundó la razón social Woodman y Mohme Constructores. Obras públicas importantes de los gobiernos ediles de Piura de esos años estuvieron a su cargo.